INTENCIONES

??????????????????????????????????????????????????????????????????????????????

Cuando te desarollas en el área de la salud, nutrición y bienestar te topas con muchas personas que te cuestionan preguntándote de que sirve tanto cambio de habito y esfuerzo si a final de cuentas la vida decide cuando te vas de este mundo, sin importar que tan saludable o no seas. Algunas veces respondo y algunas simplemente lo dejo pasar, por que quita mucha energía y desgasta bastante involucrarte en una conversación de este estilo… por eso mejor lo escribo con calma y en tranquilidad.

Yo estoy completamente de acuerdo con que nos podemos ir mañana mismo o en cincuenta años, sin importar nuestros hábitos alimenticios, peso o índice de masa corporal. Sé que no somos este cuerpo, que no nos vamos a llevar nada de esta realidad y que no podemos apegarnos ni aferrarnos a nuestro estado físico por mucho tiempo.

El cuerpo que tenemos hoy, aquí, en este momento, es solo el medio de transporte para caminar por este mundo. Lo necesitamos para aprender, crecer y desarrollarnos de la mejor manera posible; para experimentar, para caernos y después levantarnos, para conocernos y amarnos. Basicamente es ¨lo único que tenemos¨ o que nadie nos puede quitar. Es nuestro compañero de viaje, nuestro templo, nuestro altar.

La realidad es que por mas ¨flojera¨ que nos de realizar esta serie de cambios y por mas que luchemos por continuar con nuestros cómodos estilos de vida, hemos llegado a un punto en donde las enfermedades como la diabetes, cáncer, hipertensión, colesterol alto, hígado graso, etc. han invadido nuestro país; con mayor razón es tiempo de prevenir, informarnos y realizar pequeños pero importantes cambios cada día.

Ahora, yo sé bien que agregarle chía al licuado o dejar de comer alimentos de origen animal los lunes no te convierten automáticamente en una mejor persona. Pero definitivamente (incluso a un nivel inconsciente) consumir más verduras, incluir más frutas, pensar un poco en no abusar del consumo animal, preferir alimentos naturales, aprender cada vez más de tu salud… te acercan más a la naturaleza. Te sensibilizan, te limpian y te nutren no solo el cuerpo; si no también el espíritu.

Así también, la toma de decisión de llevar una alimentación más sana y consciente te empuja a soltar amistades, grupos sociales o situaciones en donde comprometías tu salud constantemente. Comienzas a rodearte de personas más verdaderas, coherentes y amorosas. Personas que se conocen, se quieren y por lo tanto se cuidan a sí mismas.

A final de cuentas, la nutrición es solo un camino más (de los miles que existen) para llegar a conocernos y a reconectar con la naturaleza y con nuestra tierra. De esta manera sé que si me voy mañana o me voy en cincuenta años, me iré dando lo mejor de mí… y esa es la verdadera intención. 🙂

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s